Ginecomastia

Es la intervención quirúrgica que elimina el exceso de mamas en el hombre.

Se realiza con lipoaspiración si predomina la grasa o con cirugía y eliminación de la glándula mamaria si predomina ésta, con una pequeña cicatriz en el pezón.

Se puede hacer tanto con anestesia local y sedación como con anestesia general, en cuyo caso será necesario un día de estancia en hospital. La intervención se realiza en el hospital y dura de 60 a 90 minutos.

Posteriormente se llevará una faja torácica para evitar un exceso de inflamación durante tres semanas, así como unos drenajes aspiratorios para prevenir un gran hematoma durante un día o varios, según el caso. El postoperatorio no es excesivamente doloroso, pero si inflamatorio.

El resultado es bastante satisfactorio, acabando con el gran complejo que este problema crea en algunos hombres.

Conviene guardar reposo y no realizar esfuerzos durante una o dos semanas.